DOMINGO I DE CUARESMA

CICLO B

-DOMINGO DE LAS TENTACIONES-

Gen. 9, 8-15

8 Dijo Dios a Noé y a sus hijos con él:

9 « He aquí que yo establezco mi alianza con vosotros, y con vuestra futura descendencia,

10 y con toda alma viviente que os acompaña: las aves, los ganados y todas las alimañas que hay con vosotros, con todo lo que ha salido del arca, todos los animales de la tierra.

11 Establezco mi alianza con vosotros, y no volverá nunca más a ser aniquilada toda carne por las aguas del diluvio, ni habrá más diluvio para destruir la tierra. »

12 Dijo Dios: « Esta es la señal de la alianza que para las generaciones perpertuas pongo entre yo y vosotros y toda alma viviente que os acompaña:

13 Pongo mi arco en las nubes, y servirá de señal de la alianza entre yo y la tierra.

14 Cuando yo anuble de nubes la tierra, entonces se verá el arco en las nubes,

15 y me acordaré de la alianza que media entre yo y vosotros y toda alma viviente, toda carne, y no habrá más aguas diluviales para exterminar toda carne.

                  -   Este capítulo 9 es diseñado por la escuela P (sacerdotal) y por ello tiene gran precisión y sutileza teológica. Aquí no habla de cosas remotas concernientes a la humanidad primitiva, sino que responde a cuestiones elementales y con importancia actual para la fe de Israel en una época tardía. El discurso de Dios presupone una grave perturbación, una degeneración profunda de la creación que había salidoperfecta de las manos de Dios. Violencia y muerte caracteriza la vida colectiva de las creaturas. La paz entre ellas ha desaparecido.

(v. 8-15)    -   Habla de una alianza concluida por Dios con Noé y sus descendientes. Junto a las palabras de promesa, Dios ha puesto además un signo que la hace perceptible en el ámbito de lo visible y la garantiza. La perícopa abunda en duplicados:

                                      - Promesa de alianza: v. 9 = v. 11

                                      - Señal de alianza: v. 12 = v. 17

                                      - Dios ve el arco iris y se acuerda de su alianza: v. 14 = v. 16; etc.

                De aquí se colige la existencia de dos recensiones completas.

                  -   La conclusión de una alianza debe aclarar una situación jurídica embrollada y oscura entre dos individuos o grupos, sentando las relaciones sobre una nueva base jurídica. Este es el único pasaje del A.T. donde se nombra la alianza entre Dios y Noé. Esta alianza se diferencia de la hecha con Abraham o Moisés en que en éstas, un individuo o un pueblo era llamado a una relación de comunidad personalísima con Dios (así éstos aceptan o no esta relación), pero el signo de la alianza noaítica se levanta entre el cielo y la tierra como prenda en virtud del perdón concedido, sin ninguna adhesión del lado de la parte terrestre. Con esta voluntad graciable de Dios, se engendra una confianza renovada en que Dios quiere garantizar la perennidad del orden establecido.

                  -   Arco iris en hebreo significa, en otros pasajes del Antiguo Testamento, el arco guerrero que sirve para flechar. Es ésta una imagen de arcaica belleza: Dios muestra ante el mundo su arco colgado de la pared del horizonte, en son de paz. Y el hombre experimenta la ventura de esta nueva relación gratuita en la estabilidad de los órdenes naturales; primero en los elementos impersonales.

                  - ¿Cómo se explica esta estabilidad de la naturaleza y la constante bendición de la humanidad a pesar de la persistencia de sus actos violentos y sus continuas vueltas al salvajismo?. Sólo porque impera una voluntad divina, paciente y salvadora. Hasta la fe nos habla de una solemne garantía contra los desórdenes cósmicos.

                  -   Este orden natural fijado por Dios en su Palabra asegura, de modo misterioso, la persistencia de un mundo en el cual El acometerá en su tiempo la obra de la historia de la salvación.

I Pe 3, 18-22

18 Pues también Cristo, para llevarnos a Dios, murió una sola vez por los pecados, el justo por los injustos, muerto en la carne, vivificado en el espíritu.

19 En el espíritu fue también a predicar a los espíritus encarcelados,

20 en otro tiempo incrédulos, cuando les esperaba la paciencia de Dios, en los días en que Noé construía el Arca, en la que unos pocos, es decir ocho personas, fueron salvados a través del agua;

21 a ésta corresponde ahora el bautismo que os salva y que no consiste en quitar la suciedad del cuerpo, sino en pedir a Dios una buena conciencia por medio de la Resurrección de Jesucristo,

22 que, habiendo ido al cielo, está a la diestra de Dios, y le están sometidos los Angeles, las Dominaciones y las Potestades.

                  -   Las razones por las que hay que sufrir y seguir obrando el bien nos la da el ejemplo de Cristo y las promesas del bautismo.

(v. 18)       -   Una vez más (2, 21-25) aparece la imagen del Crucificado con los colores del profeta Isaías. Su muerte en la cruz fue un sacrificio por el pecado (Is. 53, 10). Como Cristo, también sus discípulos, que quizá en un futuro próximo tengan que comparecer como acusados ante el juez y ser condenados, deben de poner su vida en la balanza de la justicia divina como víctimas por el pecado, por las injusticias de los otros y así también ellostendrán descendencia.

                  -   En 18b vemos un aspecto de la pasión de Cristo que puede ser posible en los cristianos. Su cuerpo temblaba y se extinguió, pero este ajusticiado en la tierra, en el Reino de Dios comienza aatraer a todos hacia sí (Jn. 12, 32). La Iglesia primitiva y los cristianos del Asia Menor a quienes escribía Pedro, sabían por experiencia de ese poder que dimana de los hombres que mueren en Cristo y convirtieron a otros que eran totalmente inaccesibles.

(v. 19)       -   También el ejemplo de Cristo predica en el martirio. Con su muerte comenzó la actividad llena de vida, anunciando su victoriaa los espíritus que estaban en la cárcel. Según convicción de los primeros cristianos, Cristo en las horas desde su muerta hasta su resurrección, actuó en el reino de los muertos. Lo describe Pedro con imágenes del judaísmo posterior. Lacárcel era un lugar de castigo y horror. El libro de Henoc dice:Henoc, escritor de la justicia, ve, predica a los guardianes (caídos) del cielo. Cristo, no se sabe por este pasaje, si salva o condena a sus moradores, pero aparece una doble verdad:

                     a)   La acción salvífica del Señor abarca todos los ámbitos del mundo.

                     b)   Cristo es el testigo fiel, el mártir que dio noticia de la salvación a todos los seres, incluso a los hostiles a Dios.

(v. 20)       -   Pedro pasa de los espíritus en general a determinados hombres desobedientes. Con esto evoca dos épocas de la historia de la salvación donde aguarda lapaciencia de Dios: antes del diluvio y los últimos tiempos (Gen. 7, 7), aquellos que comían y bebían y eran lascivos y en tiempos de Pedro los representantes del Estado, paganos y los obedientes a Satanás. Los cristianos tiemblan ante éstos (13, 14b s.). Los temerosos de Dios han de predicar para que todos se conviertan.

                  -   Como entonces se preparó un medio de salvación: el arca ahora es el bautismo el que salva.Se preparó según un plan inteligente; el número 8: como consumación de la semana de 7 días, el día 8º recuerda la Resurrección del Señor a través del agua, alusión al bautismo, el agua conduce al madero, y volvemos alarca: La Iglesia y la cruz (2, 24). Por el bautismo y la cruz salvadora y la buena voluntad, nos salvamos.

(v. 21)       -   El bautismo es ante todo un compromiso, un pacto en presencia de Dios (Rm. 6, 17) que obliga al cristiano a reconocer en todo la santa voluntad de Dios, entregarse a ella y por eso someterse también a los jueces de la tierra (3, 16).

(v. 22)       -   En un principio Cristo se muestra sometido a los jueces de la tierra, ahora es el rey que impera a quien están sometidos los tres nombres, hostiles a Dios (Rm. 8, 38; I Cor. 15, 24; Ef. 6, 12; Col. 2, 15).Potestades: representantes del poder político. Ante ellos tiemblan los cristiano, pero Cristo desde su Pascua los ha vencido, por eso: (3, 14)no les tengáis miedo ni os estremezcáis.

Imprimir Correo electrónico

Galerías Multimedia

En nuestra zona multimedia te ofrecemos imágenes, vídeos y audios muy interesantes.

 

Videos

Nuestros mejores Videos:
Puedes vernos en movimiento,
conócenos y verás cómo no somos tan diferentes.

Imagenes

No sólo verás fotos,
aquí encontrarás imágenes, dibujos...
disfruta con los documentos gráficos de las Dominicas de Lerma.

Audios

Escucha lo que quieras
Directamente desde la web o descárgalo.
Tambien puedes visitar nuestro canal en ivoox.

Gracias a Google, Norton y McAfee, te podemos garantizar que nuestra web, su contenido y los servidores desde donde se proporciona el servicio, son 100% seguros y están verificados. Puedes comprobarlo pinchando en las imágenes de abajo .
navegacion segura googlenavegacion segura nortonnavegacion segura mcafee

ImagenCookies

Hola! ¡Bienvenido a la página web del monasterio de san Blas! Nos encanta verte por aquí y esperamos que este sitio sea un lugar donde puedas encontrarte con Jesucristo Resucitado. Tan sólo queremos pedirte un favor: para mejorar la página y facilitar tu navegación por ella necesitamos que aceptes nuestras cookies. ¡Muchas gracias y oramos por ti!